01 Mar

Un equipo de investigadores en la Universidad Estatal de Oregón, en Estados Unidos, ha fabricado un diodo de alta eficiencia que constituye un nuevo enfoque para la industria electrónica. Se trata de un dispositivo de alto rendimiento, basado en una tecnología conocida como “metal-aislante-metal” (MIM), que puede fabricarse a un costo sensiblemente menor que los diodos tradicionales. Además, este nuevo componente, que podría cambiar la electrónica del futuro, funciona a una mayor velocidad que sus predecesores.